JUAN ECHEVARRÍA PUIG

JUAN ECHEVARRÍA PUIG, doctor en Derecho, para los “medios” suegro de LAPORTA, Presidente del Barça, y ahora célebre por Presidente de la MUTUA UNIVERSAL de accidentes de trabajo, presunta gran estafa a la Seguridad Social, ex presidente de la desastrosa FECSA, y en cuanto a mí, VOCAL en el CONSORCIO DE LA ZONA FRANCA, cuando me retienen, en 1980, tres años preventivo.

Preguntado por el porqué personajes tan turbios consiguen los cargos más suculentos de Barcelona no sé que contestar. Contesto, pura demagogia, que el mismo sanedrín de siempre sigue en el machito desde que los tanques de Franco entraron por la Diagonal , allá por el 39. Del Movimiento y Falange. Los jóvenes se ríen, pero yo no encuentro otra explicación, aparte de su amistad con Jordi Pujol (es miembro del Consejo Social de la Universidad Pompeu Fabra) o Rodolfo Martín Villa, de los tiempos de jefes del Sindicato Universitario SEU. Otro Gran Cargo, Director General de Correos y Telecomunicaciones y de la Caja Postal de Ahorros, 1975. Una anécdota que por entonces, 1980, fuera vicepresidente del Diario de Barcelona que prometió, a toda página, investigar sobre los 10.000 millones desaparecidos en el Consorcio, y se callara sin investigar.
Ahora la policía busca en la Mutua , por orden de la Fiscalía Anticorrupción , la documentación de la “Caja B”, la misma que debieron buscar, y no buscaron, cuando en el 92 era consejero de FECSA y pagaron bolsas con 50 millones de pesetas al Juez Luis Pascual Estevill para salvar de la amenaza de cárcel a varios consejos de administración pillados con “dobles contabilidades” y comprando facturas falsas para desgravar IVA. ¿Necesitará una mutua más dinero negro para pagar jueces?. Ni se aclaró entonces lo del dinero negro de la FECSA (con su jefe jurídico Juan Vives Rodríguez de Hinojosa “asociado” al Juez Pascual Estevill), ni se aclararía después el sucio asunto de la especulación con información privilegiada, interviniendo sus hijos, 1996, ya Presidente de la FECSA fusionándose con ENDESA (pequeña sanción de la CNMV ). Con grandes abogados en su Consejo resultan sospechosos las decenas de millones pagados a Piqué Vidal por su “defensa” en una de las averías de la Central Nuclear de Vandellós. Y los Echevarría enriqueciéndose, y la eléctrica metida en el pastel de Gran Tibidabo-Port Aventura, con los bosques ardiendo, y este pasado mes, Barcelona a oscuras por las deficientes infraestructuras. “Casos aislados” por la Fiscalía y los fiscales jefes vitalicios Mena y Jiménez Villarejo.
En mi libro no editado “Barcelona 30 años de corrupción”, consultable en Internet, ni le menciono, pero su nombre viene impreso en los escaneados reportajes editados por el semanal Magazín (de efímera vida en 1980) al dictado de Serra y Maragall, por representante de la patronal Fomento del Trabajo en el Consorcio de la Zona Franca de Antonio de la Rosa. Le achacan que debía conocer el tema, pero sin denunciar ni a él ni a los más de los reales responsables por acción u omisión. Sus biógrafos actuales, en Internet y la prensa escrita, ni citan el CARGO, solo apuntan que fue del PUERTO.
Forma parte pues de esos figurados 119 que comparando con Marbella debieron ser detenidos. Indiscutiblemente no se presentó al Juez Instructor para declarar que los dos PEQUEÑOS empresarios encarcelados eran ajenos al desfalco, y que el Delegado del Estado Bruna se había incorporado unos cuatro años después de programado e iniciado. Ahora él se defenderá por su nombramiento de Presidente de la Mutua en 2004, a los ¡79 años!, y tendrá razón. Una de dos, o le nombran las pirañas para seguir devorando, o eligen a “un menor” paliando la tostada penal que se les viene encima.
Las estafas a la Seguridad Social vienen de lejos, y cabe repetir la que viví en el 82 con cuarenta detenidos de los cien empresarios involucrados. Desde mi destino de ordenanza en el pasillo del llamado locutorio de “Jueces” observé el movimiento de abogados de los detenidos (máximo cuatro meses, una nimiedad comparados con mis tres años) Juan Piqué Vidal, Eduardo Soler Fisas (familiar del detenido gerente de Punto Blanco y socio único del bufete de mi entonces por desgracia abogado Luis Pascual Estevill), y alguien, que en esa laxitud ética tan normal en España, simultaneaba el cargo de Inspector de Trabajo y abogado de los acusados por “Trabajo”, el célebre político popular Jorge Fernández Díaz.
Otro de los sistemas para estafar a la Seguridad Social. Echevarría no inventó los partes por accidentes laborales donde entre informes técnicos, certificados profesionales, y los leguleyos metiendo baza, cualquier parecido con la verdad es pura coincidencia, pero creándose una realidad legal indestructible. Los conocía de siempre, de cuando sus obreros de Motor Ibérica SA, el camión Ebro y La Nissan (en la Zona Franca), se dejaban los dedos en las prensas. A tanto el dedo, el brazo, o la muerte (y la Caja B para el pasteleo correspondiente). Cuentan de su dureza en las luchas contra aquellos sindicatos “libres”, CCOO, antes de que sus jefes cobraran del Sistema. Y lo de facturar a la Seguridad Social es un tema tan manido que todas la Mutuas Catalanas tienen alguna anécdota acabando en agua de borrajas, o a lo sumo un cambio de dirección en centros hospitalarios a favor de los de Pujol antes, y ahora socialistas.
La primera frase de uno de sus altos ejecutivos es de antología “todo lo hecho ha sido en defensa de nuestros mutualistas”. No añadió “y en beneficio de la Seguridad Social”. Tics soltados por el subconsciente en el descontrol del miedo a lo que pueda suceder. Por ahora sin detenidos (en Cartagena, 56 por estafar a la SS ). 150.000 empresas mutualistas, casi 1.000 millones de euros de “cuotas”, 2.600 entre empleados y profesionales, 138 millones de euros de beneficios (una perita en dulce), y con un millón y medio de obreros asegurados, es demasiado para meter mano “sin matices”. La Patronal de las Mutuas denunció los destinos de dinero para inversiones interesadas por los altos ejecutivos, ajenas al mutualismo laboral, pero invertir en bolsa, o fuera de ella, no es delito, otro si, que distorsione los conceptos pervirtiendo el fin de la entidad.
Echevarría sabe del “club de los De la Rosa ” (alternando negocios y enfrentamientos según los biógrafos del financiero), pero él, triunfador superviviente, no contará nada, 82 años le impermeabilizan. Sus hijos, ricos, de la más refinada pijería local, y aficionados a las trasnochadas manifestaciones BRAZO EN ALTO y LA MANO ABIERTA , para lo que se trasladaban a Madrid por mal visto en Barcelona. Tan mal que LAPORTA, por presión mediática a la filiación en la FUNDACIÓN FRANCISCO FRANCO, cesa a regañadientes a su cuñado, al tiempo que otro hermano TIENE OFICINA para “tráfico de influencias” con Josep Pujol, hijo de JORDI PUJOL.


Rafael del Barco Carreras

http://www.lagrancorrupcion.com/

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: